Durante el siglo XIX por todo el mundo la expansión colonial de Occidente hizo que algunos pueblos de diversos países y continentes fueran expoliados de su patrimonio histórico artístico, hoy gracias a la conciencia de la importancia de estos bienes, occidente comienza a devolver lo que en su día se llevó sin permiso.

Bien sabido es que Grecia demanda el retorno de los mármoles del Partenón al British Museum y que Emmanuel Macron en su discurso en la visita oficial a Burkina Faso adelantó su intención de crear las condiciones legales para que el patrimonio africano en suelo francés vuelva a sus países de origen. Ahora es Berlín quien ha tomado la iniciativa de devolver obras de arte expoliadas a indígenas de Alaska, nueve piezas fúnebres de la etnia Chugach que se llevó el explorador noruego Johan Adrian Jacobsen en los años ochenta del siglo XIX en una expedición por la costa noroeste norteamericana. Las piezas, incluidas en el Museo Etnológico de Berlín, son máscaras, bustos de madera, una cesta y otras piezas, todo ello tomado sin permiso de la población nativa, y ahora la Fundación del Patrimonio Estatal Prusiano, supervisora de los museos estatales, ha devuelto a sus verdaderos propietarios. Sus modos de vida, sus ritos, sus creencias expresados en estos objetos vuelven a su región de origen.

El debate de las obras de arte expoliadas por los nazis a los judíos en la Segunda Guerra Mundial, los cráneos originarios de Ruanda confiscados para el estudio de las investigaciones raciales en la Alemania del siglo XIX, todos los restos que representen un patrimonio originario de un país determinado, deben regresar a su país de origen.

En el Museo Louvre de Paris y en Holanda ya se han tomado iniciativas de este tipo, la conciencia en este área cultural va en crecimiento, también es cierto que los pueblos a los que se les expolió diverso patrimonio no tenían conciencia de su importancia y traficaban con restos en el mercado negro, y que la conciencia del deber de protección y valor de los bienes comienza en occidente y se extiende poco a poco al resto del mundo. Occidente en su día protegió lo que ahora está dispuesto a devolver.

Esto es todo por hoy. Como siempre, gracias por estar ahí, y hasta nuestra próxima entrada en el blog www.tasararte.com/blog/

Una de las piezas Chugach devueltas.
Una de las piezas Chugach devueltas.
Acto de entrega de las piezas a la Chugach Alaska Corporation. Foto: Ralf Hirschberger (AP).
Acto de entrega de las piezas a la Chugach Alaska Corporation. Foto: Ralf Hirschberger (AP).

Viagra è il nome commerciale di un farmaco molto popolare e rinomato nel trattamento della disfunzione erettile http://www.teladoiofirenze.it/rx/se/ I must say that youve done a amazing job with this http://melsexotics.com/edpills/cialis-originale-in-italia.html.

(Visitada 138 veces, 1 visitadas hoy)
¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 0 Promedio: 0)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *